El arte, un valor refugio en estos últimos años

Los inversores apuestan por el arte como valor refugio

En los últimos años está emergiendo una nueva tendencia: invertir en arte como valor refugio. De hecho, bancos y fondos de inversión están apostando por esta nueva tendencia.

Según los expertos consultados por OKDIARIO, y ante el escenario que existe para los ahorros de bajos tipos de interés y rentabilidad, los inversores comienzan a contratar a la banca y a los fondos de inversión para comprar obras que puedan revalorizarse de forma más rápida, y con menos riesgos que las participaciones  en Bolsa.

Las opiniones de los expertos son que “comprando arte el dinero está asegurado, y, además, puedes disfrutar de la obra en tu colección en casa o donde la expongas”, explica a OKDIARIO Claudia Arbulu, directora de Claudia Arbulu Gallery.

La experta del portal de subastas Catawiki, Ana María Trigo, cree que una de las ventajas de invertir en arte es que la inversión se ve como un bien tangible, y no solo como una participación de una sociedad. Explica un aspecto muy interesante que aporta valor añadido a la compra: “Mientras se disfruta de la obra y de su revalorización, por ejemplo, es posible cederla para exposiciones o museos a cambio de una restauración”. Incluso, señala, “haciendo que la pieza se incluya en el catálogo razonado del artistaexpositor”.

El área de gestión patrimonial de la banca de inversión tiene una colaboración relevante en la adquisición de arte contemporáneo para sus inversores. Para ello los expertos deben de saber que las obras que se compren tengan su certificado firmado, una correcta revalorización, y la necesaria proyección futura, para poder recomendar la compra de uno u otro artista que se esté revalorizando en ese momento en el mercado de la forma más rápida.

Está claro que, los expertos, no pueden dar el 100% de seguridad de que se va a producir esa revalorización, por un sinfín de imprevistos razonables, pero si queda claro que siempre se trabaja con obras y artistas que están cotizando al alza en el mercado.

En la pasada edición de ARCO, Claudia Arbulu ha observado muchas visitas guiadas por expertos de banca privada, lo que considera un hecho excepcional, pero que cuadra con las expectativas de Claudia Arbulu Gallery, quienes trabajan con entidades bancarias y con fondos de inversión asesores de muchos “family office” y de empresas que buscan invertir en arte a través de los “art advisor”.

Ana María Trigo, para cerrar el tema, comenta el aspecto algo ‘snob’ que acompaña a la adquisición de arte. “Además de la inversión financiera, para los inversionistas, es importante cómo su faceta de coleccionistas contribuye a su imagen pública, pues su colección habla de su nivel cultural, de su buen gusto estético y de sus inquietudes más allá de su mera imagen de persona de negocios”.

Otros artículos de Liliana Godia

Dejar un comentario