El estilo flamenco como tendencia pop

Los volantes y los lunares florecen como un campo de amapolas en primavera.

Los directores creativos de las principales casas de moda han rendido homenaje a esta castiza corriente que ahora invadirá el armario de unas cuantas fashion victims.

Y es que ¿quién no quiere arrancarse a bailar unas sevillanas cuando suenan los acordes de una guitarra española de fondo? Este punto inspiracional ha sido común para las mentes creativas de los gurús de la moda, y así lo han dejado plasmado en sus colecciones.

Volantes, drapeados, cinturas marcadas y mucho movimiento…Este ha sido el compendio de ingredientes que ha formado el cóctel flamenco que no vamos a parar de ver a lo largo de los mese más fríos del año. El mix and match se convierte en un arte, elevando la combinación de tejidos y estampados superpuestos, hacia un nuevo orden fashionista.

A las pruebas nos remitimos. Anthony Vaccarello lo deja muy claro en Saint Laurent, con la típica flor roja – símbolo del flamenco – como adorno para el cuello de sus musas, durante el desfile. Por su parte, Erdem y Jason Wu, rinden su particular homenaje a través de vestidos cuyas faldas terminan en formas de volantes, y los estampados de las mismas se componen de finas flores rojas. Óscar de la Renta, elegante como el que más, deja la falda a un lado para centrarse en un fajín cordobés anudado en un lateral de la cintura y dejando caer los trozos de la tela sobrante por las piernas. Hermès apuesta por las faldas largas abotonadas y con vuelo ligero, para combinarlas con camisas metidas por dentro, a la altura de la cintura. También hace un guiño al sello español, Loewe. Los lunares en sus faldas no han faltado tampoco en sus propuestas para la colección de otoño-invierno de 2017/2018.

www.duetcomunicacion.com

Dejar un comentario